24

A veces, mientras manejo me pongo a pensar tonterías, a repasar eventos y situaciones y a pensar en la inmortalidad de Paul McCartney.  Hoy, mientras venía del periódico mi mente decidió ponerse a pensar en lo que ha significado esta semana de emociones. Porque primero regresé a clases el lunes y segundo, cumplí años el martes. Voy a tratar de ser muy concisa para platicarles lo que descubrí sobre ese maravilloso -para algunos terrible- día en el que celebramos ponernos viejos.

  pasta

1. El uso de desodorante, perfume y lavarse los dientes es OBLIGATORIO (siempre, pero en especial ese día) trust me, el contacto físico se convierte en tu actividad número uno (¡no sean lujuriosos!).

muppet

2. El momento clave del cumpleaños es cuando te cantan “Las mañanitas”, esos segundos que parecen minutos donde no puedes hacer nada más que sonreír hasta que se entumen las mejillas. Poner cara de muppet, evitar burlarte del desafinado y controlar tus pensamientos para no soltar una carcajada nerviosa pueden ser suficiente razón para entretenerte. En verdad, de mí se acuerdan este momento es la definición de: incomodidad.

jennifer

3. Piensa que actitud tomarás ante las felicitaciones virtuales, te comparto en qué categorías se dividen:

a) El rockstar: fingir demencia y no hacer más que leer todas y cada una de ellas sin agradecerle a nadie.

b) El nini: responde todas y cada una de las felicitaciones.

c) El diplomático: Agradece de manera pública una sola vez y con dedicatoria indefinida.

d) El 2Cool4School: Dale “me gusta” sólo a aquellos que realmente te importan y deja que todo el resto del mundo se de cuenta que no les tiras un pepino.

burbuja

4. No te festejes a lo grande a menos que te sobre el dinero o que contrates un experto en organización de eventos. Créeme, las cuentas en los restaurantes siempre salen mal, las borracheras en los antros ni se diga y las fiestas en tu casa te convierten en el responsable de que todos, menos tú, se la pasen bien.

piza

5. Para nuestra mala suerte la percepción humana siempre se encarga de distinguir el punto negro en medio de toda una pared blanca; no te claves pensando en lo que no te regalaron, en los que no te felicitaron y en lo que no hiciste; mejor come mucha pizza y azúcar, toma mucho y salte con tus amigos al fin que en tu cumpleaños TODO se vale -ok, no literal par favaaaaar-.

Texto: Rubí Rodríguez Ruiz

Imágenes: Tumblr

Anuncios

One comment

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s